Welcome Guest [Log In] [Register]
Bienvenido al foro público de Camagüeyanos por el Mundo. Le invitamos a disfrutar de su estancia con nosotros.

Usted se encuentra en nuestro foro en calidad de visitante. Esto significa que solo tiene acceso a ciertas áreas y funciones. Si se une a nuestra comunidad podrá ingresar a las secciones reservadas a nuestros miembros y hacer muchas cosas, como crear y actualizar su perfil, escribir en todos los foros, enviar mensajes personales y votar en encuestas.

El registro es simple, rápido y completamente gratuito. Use para ello este enlace: Únase a nuestra comunidad.

Si no desea registrarse en este momento, como visitante puede leer el contenido de todos los foros y escribir en nuestro Foro Abierto. Además de comentarios generales, puede publicar allí mensajes para localizar personas.


Si usted ya es miembro por favor entre a su cuenta para disfrutar de todos sus privilegios:

Username:   Password:
Responder
Mamá Carlota; La negra esclava que amamantó a mi padre blanco
Topic Started: Feb 20 2011, 12:27 PM (545 Views)
Don Gilberto
No Avatar

GUERRA DE INDEPENDENCIA DE CUBA
Gilberto Rodríguez

Rugían como leones
y peleaban como gigantes
con unos simples machetes;
se movían como cohetes.
Eran machos, sí, muy machos,
y morían o ganaban la guerra:
así eran de galantes.

Pero mi abuelo cayó.
Tres balas lo atravesaron
de unos amigos queridos,
que por traidores vendidos
a mi padre niño
huérfano lo dejó.

Con tres niños mi abuela
Isabel, que así se llama,
para Isabela corrió;
y para darme otra abuela
una negra se encontró:
Carlota llaman la negra:
Mamá Carlota.

Mi padre siempre la llamó;
Mamá Carlota le llamo yo.
Era una negra “bolita”
de zapatos nunca usar;
negra como el azabache
de lo profundo del mar.

A mi padre amamantó
con la leche de sus pechos
y nunca lo abandonó;
vivían bajo el mismo techo.

Esclava negra había sido
la negra Mamá Carlota.
Yo siempre, siempre he sabido:
como esa negra no ha habido
ni nunca habrá otra.

Fuimos sus hijos y nietos,
porque a mi padre
de sus pechos lo nutrió,
y a nosotros mucho nos dio
aunque solo hablaba en congo:

Cocimientos pa' la tos,
“lavaos” pa' la barriga,
“pasao 'e mano pa'l empacho”
y nos “traqueaba” la espalda.

Hoy Dios la tiene muy alta
en lo más alto del Cielo.
Nunca cometió una falta;
vivió dándonos a todos
como podía, ya viejecita, a su modo,
los cuidados que su cuerpo necesita, ya vieja.

Mamá Carlota fue esclava
de los blancos una vez;
y más tarde
-vida entera-
fue madre, fue soltera,
fue maestra y cocinera,
fue una santa.

Y yo quisiera
que en el cielo me la cuiden
como cuidó ella
con una mirada bella,
apasionada y silente,
a nosotros, blanca gente,
para los que fue su amor.

Y al marcharse fue el dolor
de sus hijos y sus nietos.
Cuando sus ojos quedaron quietos
de llanto le di mis gotas:
siendo el mayor de los nietos
yo, que la adoraba.

Aquella negra esclava
que vivió
y murió sin queja,
tal como trabajaba,
así murió.

A quien mi familia y yo llamaban,
aquella negra congolesa esclava,
nuestra querida de toda la vida,
Mamá Carlota.

Desconectado Perfil Citar mensaje Inicio
 
1 user reading this topic (1 Guest and 0 Anonymous)
« Previous Topic · El Rincón de las Bellas Artes · Next Topic »
Responder